POLLO CRUJIENTE CASERO RECETA FÁCIL Y DELICIOSA

Descubre cómo preparar pollo crujiente casero con esta receta fácil y deliciosa. Sorprende a tu familia con un plato irresistible.

Descubre cómo preparar pollo crujiente casero con esta receta fácil y deliciosa. ¡Sorprende a tu familia con un plato irresistible en poco tiempo!

¿Buscas una receta fácil y deliciosa para preparar pollo crujiente en casa? Esta receta de pollo crujiente casero te sorprenderá.

Con unos simples pasos y ingredientes básicos, podrás disfrutar de un plato irresistiblemente crujiente y sabroso en poco tiempo. Sigue nuestras instrucciones detalladas y sorprende a tus seres queridos con este clásico plato casero.

INGREDIENTES

  • 1/2 Pollo (puedes usar muslos, pechugas o una combinación de ambas)
  • 1/2 taza de pan rallado
  • 2 cucharaditas de ajo en polvo
  • 1/2 taza de leche
  • 2 tazas de harina de trigo
  • Pimienta negra molida
  • Aceite de cocina (suficiente para freír)
  • 2 limones medianos
  • Sal al gusto

PREPARACIÓN DE LA RECETA DE POLLO CRUJIENTE CASERO

Corta el pollo en trozos del tamaño deseado y colócalos en un recipiente grande.

Exprime el jugo de los limones sobre el pollo. Agrega una pizca de sal, pimienta negra molida y una cucharadita de ajo en polvo.

Mezcla bien para asegurarte de que todos los trozos de pollo estén bien cubiertos con los condimentos.

Cubre el recipiente con film transparente y deja marinar en el refrigerador durante al menos 1 hora. Esto permitirá que el pollo absorba los sabores.

En un plato hondo, mezcla la harina con una cucharadita de ajo en polvo, sal y pimienta al gusto. En otro plato hondo, mezcla la leche.

Calienta suficiente aceite en una sartén grande a fuego medio-alto para freír el pollo.

Toma cada trozo de pollo marinado y pásalo primero por la mezcla de harina, asegurándote de cubrirlo completamente. Luego, sumérgelo en la mezcla de leche y finalmente, vuelve a pasar por la mezcla de harina para que quede bien cubierto y crujiente.

Coloca los trozos de pollo enharinados en el aceite caliente y fríelos hasta que estén dorados y cocidos por completo por ambos lados. Esto puede llevar unos 8-10 minutos, dependiendo del tamaño de los trozos y la temperatura del aceite.

Una vez que estén listos, retira los trozos de pollo de la sartén y colócalos sobre papel absorbente para eliminar el exceso de grasa.

Sirve el pollo crujiente caliente acompañado de tu salsa favorita o una ensalada fresca.

Con estos pasos detallados, deberías obtener un pollo crujiente y delicioso. ¡Espero que disfrutes de esta receta casera!

Consúltanos tus dudas y también puedes pedirnos las recetas que necesites en nuestra App Quick Recipe. Te respondemos al momento

TOCA EN LA IMAGEN PARA DESCARGAR GRATIS

También te podría gustar...

Don`t copy text!